TAPIR

El tapir amazónico vive en las selvas lluviosas y en los bosques húmedos de buena parte de América del Sur. De hábitos solitarios y actividad principalmente nocturna, es un excelente nadador que pasa mucho tiempo en el agua. Es un ramoneador que se alimenta de hierba, vegetación acuática, hojas, brotes tiernos y fruta.

 

A diferencia de los adultos, de coloración marrón uniforme, las crías tienen manchas y rayas blancas que les ayudan a camuflarse entre la vegetación.

HÁBITAT

Desde Colombia y Venezuela hasta Paraguay y el norte de Argentina.

DESCUBRE CÓMO SON

BIOLOGÍA

DESCRIPCIÓN: De constitución robusta y compacta, el pelaje es de color marrón oscuro. Las orejas son pequeñas, redondeadas y tienen las puntas blancas. Es característica la presencia de una pequeña trompa y de una estrecha crin en la parte superior de la cabeza.

HÁBITAT: El tapir amazónico vive en las selvas lluviosas y en los bosques húmedos más abiertos, preferentemente en lugares cercanos a ríos y zonas pantanosas, desde el nivel del mar hasta los 2.000 m de altitud.

ALIMENTACIÓN: Se alimenta de hierba, vegetación acuática, hojas, brotes tiernos y fruta caída al suelo de la selva.

REPRODUCCIÓN: Después de una gestación de entre trece y catorce meses nace una sola cría, excepcionalmente dos. A diferencia de los adultos, de coloración marrón oscuro uniforme, las crías tienen manchas y rayas blancas, en apariencia muy vistosas, pero que en realidad les ayudan a camuflarse perfectamente entre la vegetación cuando se quedan inmóviles ante cualquier peligro.

CONDUCTA: De hábitos solitarios y actividad principalmente nocturna, es un excelente nadador que pasa mucho tiempo dentro del agua. Sus principales depredadores son el jaguar y el puma, y más excepcionalmente puede ser presa de las grandes anacondas.

ESTATUS Y PROGRAMAS DE CONSERVACIÓN: De hábitos solitarios y actividad principalmente nocturna, es un excelente nadador que pasa mucho tiempo dentro del agua. Sus principales depredadores son el jaguar y el puma, y más excepcionalmente puede ser presa de las grandes anacondas.

COMPARTE EN

Share on facebook
Facebook 0
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *